domingo, 17 de diciembre de 2006

BURJ - AL - ARAB


Como la vela de un magnífico navío que domina la costa permanen- temente se erige, inalterable, el hotel Burj-al-Arab.


El pasado sábado, mientras veía las noticias de mediodía, descubrí algo que para mí es impresionante. Y lo descubrí en una noticia que trataba sobre aceite. La noticia era que, en el único hotel de 7 estrellas del mundo se servía aceite andaluz.



Enseguida me puse a investigar, con la ayuda de mi hermano, y el asombro generalizado de toda mi familia, que no daba crédito a que existiera un hotel de tal categoría.
Y es que, 5 estrellas no alcanzaban para distinguir al hotel más alto, más lujoso y más costoso del mundo.
Esta maravilla de la técnica se encuentra en Dubai, Emiratos Árabes Unidos.
Con sus 321 metros de altura alzándose sobre la playa de Jumeirah, se trata de la segunda construcción más alta de Dubai, ocupando el décimo segundo puesto en altitud del mundo.

Se encuentra ubicado, como puede observarse en la vista aérea, sobre una isla artificial, a 280 metros de la costa (para no arrojar sombras sobre la playa). Se accede a ella por una carretera construida para este propósito. Como vemos, todos los detalles están cuidados por sus arquitectos.

El dueño de esta opulenta obra es el "ultramillonario" sultán de Dubai, enriquecido gracias al comercio de petróleo, y que está convirtiendo esta zona en un referente mundial para el turismo de lujo.
También estudiada cuidadosamente está su iluminación. De día, la luz natural que el desierto proyecta sobre el hotel es suficiente para distinguirlo. De noche, miles de haces de luz de diversos colores le confieren un aspecto de ser futurista.
Un detalle bastante ostentoso es su pista de tenis, situada a unos 300 metros de altitud, al aire libre y sin barandillas. Es inimaginable la sensación que se debe experimentar al practicar un deporte de esta manera, con la brisa marina golpeando cada poro de tu piel, y contemplando unas vistas inigualables del próspero imperio en el que se ha convertido esta ciudad situada a orillas del Golfo Pérsico.

Otro detalle digno de mencionar es la ciudad vacacional que se encuentra en construcción, y que está siendo desarrollada por técnicos e ingenieros andaluces. Este proyecto se denominará "The Palm", ya que se está construyendo con forma de palmera, y tiene la particularidad de que será la próxima construcción humana que se verá desde el espacio, a parte de la Gran Muralla China.

¿Os gusta el hotel? Yo iría aunque fuera de limpiadora! Pero, para eso hay que preparar el importe para satisfacer el precio de la habitación: desde unos 1800 € por noche la habitación más barata, hasta unos 25000 € la más alucinante.

Desde este momento, mi propósito en la vida va a ser ir a Dubai y conocer el hotel, aunque para ello tenga que hospedarme en la pensión más cutre de Oriente Medio.

La Hermanita de la Caridad

1 comentario:

Callejuelo dijo...

No veas que pedazo de hotel, las pelotas de tenis se irán volando a 300 m. No vas a tener que juntar más un duro, hermanita de la caridad, para hospedarte!! Hasta luego

Blog Widget by LinkWithin